05-03-2018 | 03:09 hs

Camillero ebrio y “mano larga”

Una empleada, de 31 años, lo denunció por abuso sexual. Sostuvo que le tocó la cola cuando bajaba la escalera del primer piso. Estaba alcoholizado.

El episodio ocurrió el jueves pasado a la tarde, cuando la joven empleada bajaba por la escalera del primer piso, tras ir al sector de farmacia. El camillero, compañero de trabajo, la cruzó en los escalones, pero se encargó de no pasar desapercibido.

Es que el sujeto, según lo informado por la policía a La Voz de Salta, esperó a que su compañera pasara, para luego, en una rápida maniobra, le tocó los glúteos, lo cual sorprendió a la joven empleada, quien inmediatamente se dio vuelta y lo encaró.

Al comenzar a recriminarle el abuso sexual del que fue víctima, la joven, quien reside en Villa Lavalle, se percató de que el camillero tenía un fuerte aliento al alcohol, por lo que alertó a su jefe inmediato por el incidente vivido.

Según lo denunciado, las autoridades del hospital Arturo Oñativia actuaron de inmediato y pudieron corroborar que el camillero, efectivamente, estaba alcoholizado. La mujer concurrió a la comisaría Novena, donde denunció lo sucedido y solicitó que se tomen las medidas legales del caso.

Al respecto, trascendió que los directivos del hospital ya tomaron cartas en el asunto, por lo que se abrió un sumario administrativo a fin tomar las sanciones que correspondan en contra del camillero, quien es ampliamente conocido en dicho nosocomio.